In memoriam Dr. Enrique Reig Ruigómez

Esta tarde nos han comunicado la triste noticia del repentino fallecimiento del Dr. Enrique Reig Ruigómez.

 

Como muchos sabéis, Enrique fue uno de los pioneros del intervencionismo en el tratamiento del dolor en España.

Uno de los primeros que apostó por su abordaje multidisciplinar.

Mentor y maestro de maestros

Del que hemos aprendido tanto tres generaciones de profesionales dedicados al dolor.

Una persona extraordinaria y un enorme profesional a quién la Sociedad Española del Dolor debe mucho.

Enrique fue nuestro tercer Presidente siendo además organizador de nuestro 1er Congreso Internacional en Toledo en 1991.

En estas primeras horas os habéis puesto en contacto muchos socios para compartir vuestra pena y la huella que ha dejado Enrique en vuestra vida.

Gracias a todos.

 

Si queréis, podéis hacernos llegar vuestras palabras a comunicacion@sedolor.es

Seguro que a su familia y amigos les gustará leeros.

 

Querido amigo, querido Maestro, querido Mentor.

Fuiste, eres y serás un padre para mi.
Ninguno como tú, GRANDE, ENORME.

El mejor entre los mejores el que más hizo y el que más enseñó, sin medallas ni premios.
Con tu confuso carácter y tu alegría en la intimidad.

Como te quiero como te echaré de menos MAESTRO.
Cuanto nos has dado “jefe”.

Siempre en mi corazón padre.

Dr. David Abejón


El Dr. Reig ha sido muy especial para muchas personas: para muchos pacientes a q los que ha ayudado con su dolor (y asi me lo han manifestado en múltiples ocasiones) y para muchos profesionales del sector que hemos aprendido tanto de él.

En mi caso estoy muy agradecida porque, en una época en la que el trabajo de psicóloga en pacientes con dolor no era reconocido, me dio la oportunidad de trabajar en un equipo maravilloso y verdaderamente multidisciplinar (cosa que no es nada fácil), en el q me sentí una más.

Por estar siempre dispuesto a enseñarme y a aceptar mis propuestas. Y por seguir defendiendo la importancia de los aspectos psicológicos y emocionales del dolor a lo largo de los todos estos años.

Una suerte para mi conocerle.
Un abrazo allá donde estés!.

Almudena


Aprendí mucho de tí, tratamiento del dolor y tratar bien a las personas, muchas gracias por tu ejemplo, espero que encuentres la verdad que buscabas.

Esther Patiño



A Enrique Reig

Por el profundo respeto que le tenía.
Por la admiración que me provocó siempre su empeño en mejorar.
Por el reconocimiento a una trayectoria profesional de la que formé parte:
Le dedico a Enrique esta carta, que nunca pensé escribir.

Como decía en sus palabras de despedida el Dr. Insausti: Enrique fue “uno de los primeros que apostó por el abordaje multidisciplinar” de las Unidades del Dolor. Y llegué yo, recién acabada la residencia de Rehabilitación, allá por el 92. Creyó en mí, me formó (como a tantos y tantos otros colegas a lo largo de los años -lo sabía hacer muy bien-), y juntos formamos el primer equipo en la Unidad del Dolor del hospital Puerta de Hierro. Una Unidad escasa en recursos humanos, es cierto, pero liderada por una persona entregada, estudiosa, innovadora y con otra importante característica humana, tan difícil de encontrar en estos tiempos: la honestidad.

Enrique era un líder, y para ser catalogado como tal no es necesario ser el que dispone de los máximos conocimientos (en su caso además los tenía y si no, los buscaba allá donde hiciese falta ir para adquirirlos). Para ser líder es preciso formar equipo, estructurarlo, considerar al colega compañero, conocer las habilidades de cada uno, exportar conocimiento… , y Enrique cumplía todas y cada una de estas cualidades, vaya si las cumplía!

Trabajamos codo con codo en las diferentes etapas por las que pasó la “Unidad del Puerta”, una Unidad eminentemente intervencionista, siempre a la vanguardia, por el empeño personal de Enrique en tratar al paciente con las mejores técnicas y tratamientos disponibles en cada momento de la historia “del Dolor”, que es ya larga.

Durante los años que trabajé con Enrique, hasta que dejó el hospital Puerta de Hierro en 2004, he sido testigo de su buen hacer, he sido cómplice de su estrategia, en la que el paciente siempre fue lo primero, he crecido laboralmente hasta niveles nunca antes planteados. Y se lo debo a él.

Él me “obligó” a presentarme al segundo FIPP de la historia del Dolor, en 2003, en Budapest. Y allá nos fuimos Enrique, Joaquin Insausti, David Abejón y yo misma. Después se han ido sumando, a lo largo de los años, otros muchos compañeros.

Ese era su espíritu: abrir camino.

Enrique ha sido mi Maestro, mi Profesor, mi Mentor, mi Compañero y mi Amigo.

Me quedo con la tranquilidad de haberle transmitido todas y cada una de las palabras que habéis leído, y cuántas más…

Me quedo con su enseñanza

Siempre conmigo, Enrique

Dra. Cristina del Pozo


Desde Boston Scientific NMD, les remitimos nuestro mas sincero pésame por el fallecimiento del Dr. Reig.

Como referente dentro del intervencionismo del dolor crónico queremos hacer llegar nuestras condolencias en nombre de todo el equipo Boston España.

Sabemos del gran impacto que ha tenido el Dr. Reig en nuestro campo, por lo tanto no podemos dejar pasar este momento, sin unas palabras por parte del equipo de NMD.

Un gran abrazo

 


Enrique ha sido el maestro de toda una generación en la que me incluyo, dedicando mucho esfuerzo y recursos en mejorar el tratamiento del dolor en nuestro país, de manera generosa y con escaso reconocimiento.

Se ha ido como vivió: discretamente y sin hacer ruido.
Siempre lo tendré en mi memoria

Que la tierra te sea leve amigo.

Dr. Joaquín Insausti


 

Condolences to the Reig family

Terrible news that pains me.

I met my friend Reig during the organization of the world congress of the Ins organized in Spain at the same time as the Congress of the Society.  Spanish Pain Therapy in the early 2000s

 We have continued to meet for years in the INS for meetings and conferences.

 A kind and very friendly man who pioneered the development of pain therapy in Spain.

I am pleased that he has been honored by his colleagues as he deserves his commitment to pain therapy.

William Raffaeli . President ISAL Foundation. Institute for Pain Research
Rimini  Italy . Founder of Italian Chapter of INS 1999

Estoy conmocionada leyendo esta tristísima e inesperada noticia. Mi médico, mi mago para quitarme el dolor. Soy paciente del Dr. Reig desde hace muchísimos años y me ha ido sosteniendo en mi deterioro ayudándome siempre en mi calidad de vida contra el dolor. También atendió a mi madre. Y a muchas personas que envié a su consulta en la esperanza de que él los ayudaría. Tantos años yendo a su clínica en Vallehermoso, con sus muñecos de Tintín y el capitán Hadock para contrarrestar su seriedad. 

Excelente médico.

Le echaré de menos. Gracias por todo.

Lo siento mucho.

Descansa en Paz

Pepa de la Vega

Es difícil encontrar las palabras en medio del dolor y el desconcierto que deja tu partida. Aún recuerdo el día en que te conocí, en el verano del 2003 y te pedí un tiempo para formarme en dolor. Me dijiste: “para enterarte de qué es el dolor, necesitas al menos un mes; para entenderlo, al menos 3 meses; pero para empezar a tratarlo, al menos un año”.

Y así fue como dejé mi país y me enseñaste de tu mano durante más de 10 años. Aún me queda tanto por enterarme, por entender, por tratar.

Entremedias conocí tu bondad, tu sensibilidad, tu compromiso, tu cariño y tu increíble sazón.

Gracias por tu generosidad, por tu confianza en mí, por tu honestidad, por ser mi apoyo cuando empezaba a caminar y mi faro al navegar por mi cuenta, modelo y guía.

Marcha tranquilo, con tu alma en paz y camina hacia la luz porque has dejado mucho brillo en el camino aún caminando en la sombra.

Tu enseñanza vive en mí.

Te querré siempre.

Sandra Helena Martínez